Imagen generica
¿Aún no estás registrado?
Regístrate ahora, son 2 minutos

oposiciones 2021: ventajas y desventajas del aplazamiento

Maria Pilar Garrido

Publicado el 15/05/2020 11:05

Por todos es sabido que las oposiciones docentes que estaba previstas para junio de 2020 han tenido que ser aplazadas al próximo año. Estas oposiciones estaban enfocadas para el cuerpo de educación secundaria en la mayoría de comunidades autónomas, los cuales tendrán que esperar un año más para luchar por una de las plazas convocadas siendo las oposiciones destinadas al cuerpo de maestros aplazadas igualmente al año 2022. Esto va a suponer un gran cambio en el mundo de la educación, tanto a nivel de opositores como del alumnado en las aulas. ¿Cuáles son las ventajas y las desventajas de este aplazamiento?

Ventajas:

-    Opositores de las comunidades autónomas con lengua propia. Prácticamente la totalidad de las comunidades autónomas decidieron aplazar las oposiciones para el próximo año temiendo que, si convocaban este año, pero en otra fecha pudiera haber un efecto llamada de opositores de otras comunidades autónomas, aunque esto es algo que no preocupó en un primer momento en aquellas comunidades autónomas en las que existe un idioma cooficial y que es necesario tener un nivel de dicha lengua para presentarse en las oposiciones.

-    Estudiantes que hayan finalizado este año su carrera. Todos sabemos que las oposiciones docentes se llevan a cabo un año para los maestros y el siguiente año para el cuerpo de profesorado. Aquellas personas que este año han finalizado el máster de Secundaria no tenían opción de presentarse a la convocatoria de 2020 ya que es necesario contar con el máster en el momento en el que se abre la convocatoria, pero con el aplazamiento de las oposiciones a 2021 ya no tendrán que esperar dos años para presentarse a las oposiciones.

-    Tiempo para preparar cosas pendientes. El temario, la programación, los cursos del baremo, inglés…son multitud las cosas que se deben preparar en un año de oposiciones, por lo que podemos contar con más tiempo para preparar aquellas cosas que nos pueden dar mayor beneficio en el baremo. ¿Por qué no realizar ese máster que tanto tiempo llevas atrasando? ¿o atreverte con el C1 de inglés?

-    Interinos en bolsa. Muchos puestos no se van a cubrir por lo que probablemente la lista de interinos corra con mayor fluidez y muchos interinos puedan seguir sumando tiempo de servicio que les servirá en el baremo del próximo año.

-    Mayor tiempo de preparación. El tiempo de preparación de oposiciones nunca es tiempo perdido, eso es un hecho. Las oposiciones son una carrera de fondo en la que la meta es cuando finalmente consigues tu plaza. Si has estado estudiando todo este año no tires todo el esfuerzo por la borda, recuerda que no has perdido un año, sino que has ganado uno para prepararte a fondo esa programación didáctica.

-    Compatibilizar con otro empleo. No es un secreto que el prepararse unas oposiciones supone un gran gasto económico, por lo que mucha gente lo compatibiliza con un empleo a media jornada para que ese gasto no sea tan alto, por lo que este año extra con el que cuentan les supone un beneficio en cuanto a tiempo de dedicación a la preparación de las oposiciones se refiere.

-    Teleformación. Las nuevas tecnologías han llegado para quedarse, eso es algo indiscutible. Con la situación actual de la COVID-19 todos los docentes han tenido que reinventarse y trabajar en teleformación, lo cual no sería ninguna locura que empezáramos a ver como algo habitual dentro de unos años, y la preparación de oposiciones no es un tema que se quede atrás en este sentido.

Desventajas:

-    Muchos opositores contaban con ese tiempo. Como hemos dicho anteriormente el desembolso económico que supone prepararse las oposiciones durante todo un año es algo que no todo el mundo puede asumir, por lo que hay muchas personas a las que el hecho de que las oposiciones se aplacen un año más va a suponer un sobreesfuerzo con el que no contaban. 

-    Otro año de preparador. Asistir durante un año más a un preparador o a una academia es algo engorroso para muchos opositores, ya que son muchos los que optan por asistir a una academia que no se encuentra en su provincia y el gasto de tiempo y dinero es notorio.

-    Puestos docentes sin ocupar en las aulas. Este es uno de los puntos que más asusta a los docentes, ¿qué va a ocurrir con todas esas vacantes, ¿cómo se cubrirán? Las noticias indican que hasta septiembre como pronto el alumnado no volverá a las aulas, por lo que se espera que para inicios del curso escolar todos los puestos estén cubiertos y la educación no se vea mermada. 

-    Teleopositor. Este punto que hemos añadido también en ventajas puede ser una desventaja para muchos opositores. Bien es cierto que las tecnologías han llegado para cambiar nuestro día a día, pero la formación en el buen uso de estas herramientas tecnológicas y los grandes beneficios que nos pueden suponer no llega por igual a todo el mundo, lo cual puede ser una gran desventaja para muchos opositores. 

-    Aumento de estrés o ansiedad. El aplazamiento de las oposiciones docente va a suponer un aumento del estrés o ansiedad ante la incertidumbre de si se podrán celebrar el próximo año finalmente, cuáles son las plazas que se convocarán o si conseguirán finalmente la plaza deseada.

Sin lugar a dudas hay un gran debate sobre si la forma de aplazar las oposiciones por parte de las comunidades autónomas ha sido un acierto o no. Lo importante para todos los opositores es que no desfallezcan ya que, aunque la convocatoria de oposiciones tarde un año más en ser publicada todo el tiempo invertido no es tiempo perdido, sino un tiempo que les acerca un poco más a su plaza.
 

0
“¿Te ha parecido interesante este artículo? ¡Dale a me gusta!